GOAN formalizará acuerdo de coordinación con el Insabi: Romero Hicks

El coordinador de los diputados del PAN, Juan Carlos Romero Hicks, señaló que ningún estado gobernado por su partido firmará adhesión alguna al Instituto Nacional de Salud para el Bienestar (Insabi), sino que concretarán un acuerdo de coordinación.
“Lo que se formalizará el próximo martes 4 de febrero, en Palacio Nacional, será un acuerdo de coordinación que equivale a un traje a la medida para garantizar a la población el sistema de salud que merece y a la que está acostumbrada con los gobiernos panistas”, subrayó en un comunicado.
Apuntó que en esta negociación entre la Federación y los miembros de la Asociación de Gobernadores de Acción Nacional no se centralizarán los servicios de salud, pues se mantiene la prestación bajo la gestión estatal, como un derecho indeclinable e irrenunciable de los ciudadanos.
Consideró que mientras la actuación de los gobernadores panistas protege el Federalismo, el Gobierno Federal carece de ese espíritu y actúa como República central, “es intolerante a la crítica informada, constructiva y propositiva, por lo que le urge ejercer la autocrítica y la humildad para reconocer sus errores y omisiones”.
Destacó que en las negociaciones con las autoridades federales se logró que se siga ofreciendo la cobertura médica gratuita, oportuna y de calidad bajo las siguientes condiciones.
1) Atención médica gratuita y progresiva; 2) conservar la infraestructura y operación del sistema de salud en nuestros estados; 3) certeza presupuestal y financiera; 4) modelo único de salud nacional; 5) aplicación de 40 mil millones de pesos para el sector salud de los estados, y 6) libertad para la compra consolidada de medicamentos bajo precios estandarizados.
“En pocas palabras, los servicios de salud prestados por los gobiernos panistas seguirán con el mismo nivel de calidad con lo que lo hacen actualmente. Lo que hagan otros gobiernos estatales, incluyendo el Gobierno Federal, entrará a una dinámica de cambio dispuesto por la actual administración y será la población la que tenga la última palabra para su aprobación”, precisó Romero Hicks.
Comentó que es lamentable la desaparición del Seguro Popular, “por eso los gobernadores emanados de Acción Nacional tienen el apoyo de sus diputados federales para firmar un acuerdo que preserve la prestación gratuita y progresiva de los servicios de salud, sin fines centralistas”.
Dijo que la formalización del acuerdo, del próximo martes, con el Gobierno Federal debería contener lo siguiente:

1.-Definición de un periodo de transición en donde se establezcan con calidad los derechos y obligaciones para las partes.

2.- Que continúe la aportación federal (Ramo 12 antes Seguro Popular) en la misma proporción (Federación 85% y entidades 15%).

3.- Que sean entregados de forma inmediata los recursos del Ramo 12 a las entidades federativas.

4.- Que los ciudadanos sin seguridad social tengan la certeza que serán atendidos en las unidades médicas de los gobiernos estatales.

5.- Que en los padecimientos como cánceres de niños, niñas y adolescentes; infartos al corazón; en las mujeres con embarazos complicados; e infantes con necesidades de cuidados intensivos, entre otros, se seguirán atendiendo en tanto se publican las reglas de operación del llamado Fondo de Salud para el Bienestar.

6.- Coincidimos en implementar la atención primaria a la salud como estrategia central, para ello se deben establecer indicadores específicos como los recursos para lograrlos, así como su correspondiente fuente de financiamiento.

7.- Establecer un programa de financiamiento y un plan de mejora continua para otorgar los servicios gratuitos, progresivos, de calidad y oportunos que incluyen la acreditación de calidad de todas las unidades médicas.

8.- Atención a todos los derechohabientes del IMSS, ISSSTE y de otras instituciones que así lo requieran mediante convenios de colaboración e intercambio de servicios.

9.- Que la población sin seguridad social sea determinada con el instrumento necesario para tener el techo presupuestal que permita a los gobiernos estatales panistas que nadie se quedará sin la atención gratuita y de calidad que se requiere.

10.- Que los 40 mil millones de pesos de fondos federales dispuestos en el Insabi se distribuyan de manera equitativa entre las 32 entidades federativas de manera transparente.

11.- Que el Plan Nacional de Infraestructura federal en salud sean consideradas todas las entidades federativas.

12.- Que las unidades de salud construidas con recursos estatales para mejorar los servicios sean consideradas como parte de las aportaciones solidaria estatal en especie.

13.- Con el propósito de dar certeza laboral a todos los trabajadores de la salud, será necesario llevar a cabo un plan de basificación que considere a todas las entidades federativas de manera equitativa y proporcional.